Hoy en día para que las empresas gallegas compitan a nivel mundial no es suficiente sólo con que hablen inglés. Tenemos que estar al nivel de nuestros competidores en Alemania, Japón o Rusia, que se han dado cuenta de que el inglés es una herramienta que engloba todo lo que se hace en una empresa. Es decir, de poco sirve que nuestros comerciales hablen inglés, si nuestra página web está repleta de errores gramaticales o de ortografía. Hoy en día la imagen lo es todo y una empresa que no cuide el detalle (en este caso el uso de inglés) es una empresa que da una imagen de no ser tan profesional ni detallista.

El dominio y uso del inglés de una forma correcta jamás has sido tan importante. Las empresas  incrementan sus posibilidades de crecer en cuanto mejor aplican el uso del inglés en todos sus campos: personal de la empresa, páginas web, redes sociales, artículos, manuales, catálogos… y por supuesto evitar el uso de traductores online que no pasan de ser instrumentos de traducción literal  incapacen de aplicar el sentido correcto de una frase.

Desde EstudiarInglesYa.com hemos hecho un breve estudio de las páginas webs de varias empresas en Galicia y había una clara diferencia entre la calidad en las grandes empresas y las pymes. Prácticamente todas las grandes empresas tenían páginas web y un uso de social media en ingles de la más alta calidad. Sin embargo, en las pymes las cosas cambian: un hablante en inglés se dará cuenta de que la página ha sido construida con un traductor online. El resultado es una página en inglés literal donde en la mayor parte de las frases falta un entendimiento contextual. Peor todavía es cuando encuentras los mismos errores siendo aplicados en las redes sociales, donde la repercusión es inmediata y visto apenas segundos después de haberlo hecho. Aunque la ventaja de las redes sociales es tener un impacto inmediato, también juegan en tu contra cuando te equivocas, el impacto es inmediato pero negativo.

Es difícil definir con exactitud el coste para tener la página web en perfecto inglés, porque todo depende de cuánto texto tengas en la página, pero la inversión será entre 1.000 y 3.000€ en la mayoría de los casos. En cuanto el trabajo está finalizado los gastos para mantener vuestra página son muy bajos. Cada artículo traducido para un blog puede costar entre 30 y 50€, comentarios en Twitter alrededor de 2€ cada publicación. El trabajo principal es el de mayor desembolso, después  el mantenimiento son gastos relativamente bajos para una empresa que quiera dar buena imagen.

Está claro que, aunque hay una inversión principal importante, tener una página web y uso de redes sociales correcto mejora las posibilidades de conseguir clientes extranjeros. Ninguna empresa va a   resolver su futuro poniendo un profe dando dos horitas de inglés cada semana a algunos empleados. Lo que recomiendo es un plan estratégico para la aplicación correcta del inglés, y eso incluye un plan de formación continuada para empleados, una traducción profesional de todos los textos en la empresa, redacciones en inglés que cumplan con las necesidades comerciales y de marketing y todos los medios digitales con una aplicación correcta en inglés. Tener un buen asesor no es fácil, lejos de las grandes urbes son difíciles de encontrar, pero en general debería ser una persona nativa o bilingüe con mucha experiencia en negocios en el idioma objetivo, y no necesariamente un profesor de inglés que no tiene experiencia demostrable en desarrollo de negocios.

ASCEGA participa en el programa "Catalizador de Oportunidades de emprendemento xove transfronterizo" (acrónimo LIDERA)

Biopsia Liquida ONCOMET

Evento Re-Cuerda #byASCEGA

Evento Re-Conoce #byASCEGA

Evento Re-Emprende #byASCEGA

Suscríbete al Newsletter!

Términos y Condiciones
(por supuesto, podrás darte de baja cuando quieras, sin preguntas, sin molestias!)